Etiquetas

, ,

01. Adiós (1994)

¿Quién, dime, ahora te podrá creer
cuando las nubes del sueño se empeñan en caer?
Una historia maldita. Ahora no hay vida, no hay risas.

Renunciabas a quedarte y perder.
Cuando uno elige ya es libre, pero… ¿Para qué? ¿Libre para qué?
Cuéntame la verdad, porque no te logro entender.
Aunque eso a ti te dé igual. Siempre te dio igual.
Así convertiste en amargo el espíritu de juventud.
Se convirtió en rechazo, que no ibas a soportar.

Dentro de esta canción sólo hay sangre.
Pedías una explicación…
Mira ahora hacia arriba, y me verás mejor.

Demasiado pronto para huir, la impaciencia acaba matando… Sí.
Demasiado tarde para lamentar.
Querías ser sólo niebla, y ni lo llegaste a intentar.

Si la tormenta no quiere parar es mejor entrar, y cerrar cada puerta. Sólo cierra la puerta.
Y cuando el precio no vale la pena…
Qué mala hora para dejar de creer, para dejarse vencer.

Demasiado pronto para huir, la impaciencia acaba matando… Sí.
Demasiado tarde para lamentar.
Querías ser sólo niebla, y ni lo llegaste a intentar.

Letra y música: Enrique Campos.
Producción, arreglos: Franco A. Simonetti.

En Spotify. En Bandcamp.